Bichitos

Hace unos días ya, me encontraba como cada noche en internet cuando noté un movimiento extraño tras la pantalla de mi portátil. De pronto, emergieron a cámara lenta las patas alargadas y finas de un bicho mastodóntico, que voló con rapidez en sentido a mi cara. Con un movimiento brusco, abrí a toda prisa la puerta que daba al patio para que el malnacido saliera. En menos de milésimas de segundo, tenía además todas las ventanas abiertas para facilitarle una salida sin percances. Era un mosquito.. aunque lo de "ito" es un decir.

Para colmo de los colmos no sólo no salió, sino que además entró una mariposa de esas peludas, enorme también. Llegados a éste punto,teniendo a dos bichos enormes dando vueltas por la habitación y dándome cuenta en el acto de que le tengo pánico a todo tipo de insectos, salí por patas en busca de mi amigo alemán Paco
(bautizado por Sar@), para que los matara, pero Paco estaba ya sobando a esas alturas, o pasó directamente de mi. En mi carrera hacia la habitación de mi protector, me persiguió otro mosquito a lo largo del pasillo, todavía más grande que el anterior.

Cuando me armé de valor para enfrentarme a sendos enemigos, agarré el cepillo de barrer, abatí al uno y conseguí echar por la puerta al otro.